Si habría que ubicarlos dentro de un género musical, tal vez decir “Metal Progresivo” les vendría como anillo al dedo, sin embargo estaríamos acotando la riqueza musical de esta banda mitad platense, mitad berissense compuesta por los hermanos Marcos (guitarras y voz) y Andrés Antonelli (bajo y voces), e Israel Gherman (batería).

Entre sus influencias musicales el abanico se abre desde “Yes” pasando por “Dream Theater” y llegando al otro extremo donde nos podríamos cruzar con “Serú Girán” y “Astor Piazzola”. El sonido es Rock, pero no se encallan ahí, no faltan los matices nacionales como el tango o el folklore que completan el estilo de la banda.

Las letras conforman el otro pilar en la esencia del grupo, son profundas y evocan a un ser sediento de espiritualidad, pero que a la vez, es un ser integralmente social; hablan de la muerte como el producto mismo de la maldad. Por eso decidimos hacerle una entrevista a esta banda que nos dirá, entre otras cosas, que a pesar de todo existe una esperanza, que hay vida después de la muerte: “Post Mortem”.

Ecclesia Joven: ¿Cómo y cuándo se formó la banda?:

Post Mortem: La banda se formó mientras tocábamos canciones de alabanza en la iglesia más o menos por el año 1999. En ese momento todavía no éramos Post Mortem, pero estábamos los mismos integrantes que somos hoy. La banda en sí comenzó alrededor del año 2004, cuando ya teníamos algunos temas propios con música y letras con la que nos sentíamos identificados.

EJ: ¿De qué forma componen las canciones?

Post Mortem: Normalmente llevamos al ensayo una canción, en una versión primitiva; una letra con su melodía y acordes; alguna idea de acompañamiento y luego, entre los cuatro avanzamos con el arreglo final. En general nos lleva un buen tiempo hasta que el tema está en ese punto en el que decimos: “no hay que modificarlo más”.

Básicamente nuestras canciones hablan de la necesidad de los hombres de acercarse a Dios. Algunas lo dicen a nivel general, otras cuentan alguna historia. Pero todas convergen en lo mismo: la necesidad y la posibilidad de acercarse a Dios, del evangelio y de la convicción de que hay un único Dios, creador y redentor. Creemos que las letras no son un accesorio más de la canción, tienen que expresar “algo”.

EJ: ¿Por qué “Post Mortem”, que significa para ustedes?

Post Mortem: Literalmente significa “después de muerto”. Tiene sentido para nosotros porque nuestras canciones hablan en gran medida de lo que ocurre con las personas cuando mueren. Es una temática cruda, pero trascendental y urgente. En la Biblia dice: “Y de la manera que está establecido para los hombres que mueran una sola vez, y después de esto el juicio, así también Cristo fue ofrecido una sola vez para llevar los pecados de muchos; y aparecerá por segunda vez, sin relación con el pecado, para salvar a los que lo esperan.” (Hebreos 9:27 – 28).

EJ: ¿Cuáles son los objetivos de la banda?

Post Mortem: Uno de los objetivos es llevar el mensaje en el que nosotros creemos. Hoy más que nunca hace falta hablar del evangelio con claridad. Se habla mucho de valores, de lo que Dios te puede dar y se cantan muchas canciones que al final no dicen nada. Las personas no tienen por qué interpretar o deducir cuando las cosas no son claras.

Por otro lado, en el 2009 hicimos un EP de 5 temas y actualmente estamos terminando nuestro primer disco. Ese es otro de nuestros objetivos: hacer música porque lo disfrutamos y esperamos poder seguir haciendo mientras Dios lo permita.

 

 


Sebastián Colotto

*Sebastián Colotto:

Es estudiante avanzado de la Carrera de Periodismo y comunicación Social en la UNLP. Cofundador y Director de Contenidos en Ecclesia Joven. Gestor de la ComunicaciónEscritor independiente Fundador del Blog Aljaba Libro Itinerante. Músico y Conductor amateur de radio.

 

 


Recibí más artículos en tu correo electrónico:

Comentarios